Crítica: ‘Un viaje de diez metros’ (‘The hundred-foot journey’)

By | 20:53 8 comments

hundred-foot-journey-1

Hay películas que no se ven, se saborean. Y ésta es una de ellas.

Decía un famoso actor de teatro –más conocido por personaje público que por actor- en su libro, que las cosas hechas porqué si y sin sentimiento acaban quedando vacías. Porqué el sentimiento es vital para expresar emociones, acciones lo que nos rodea. ¡Y hay de los críticos que se basan en datos! Nadie va a ir a ver una película por los datos, básicamente porqué los datos no nos hacen feliz. Son datos, números, y aunque estén por todas partes no expresan absolutamente nada. Son fríos. Pero las palabras son cálidas, y quién las domina, puede enamorar con ellas sin ni siquiera tocarte. Las palabras son cómo la cocina, un arte. Y  ambas formas de expresión, no son al fin y al cabo tan distantes.

Voy a intentar enamoraros como ya hice con la crítica de #Chef. Y confesar ya de paso, que me pueden las películas en los que se trata el tema de la cocina, ya que tienen una sensibilidad especial. Un fuerte potenciador de imagen y de color en la que los diálogos pasan a un segundo plano dejando traspasar, casi degustar cada una de las recetas. Éste es sin duda un plato fuerte, válgame la redundancia de las películas culinarias. De esta película.

SINOPSIS

La família Kasam, huye de la India hacia Europa en busca de una nueva oportunidad. Después de recorrer medio continente, la tartana que llevan por coche se estropea en un pequeño pueblecito del sur de Francia. Allí decide el padre, comprar un restaurante para hacer comida India, justo delante –a diez metros- de otro restaurante típicamente francés con una estrella Michelín que tiene a Madame Mallory (Mirren) como jefa.  Las desavenencias entre ambos restaurantes se crean desde un buen principio, culminando con una guerra culinaria que da gusto ver.

The_HundredFoot_Journey_Movie_Wallpaper_10_ddiwy_1366x768

Si los diálogos son las especias, la imagen los ingredientes principales. Añádele una buena cucharada de buenos actores encabezados con una brillantísima –como siempre increíble- Helen Mirren y un Om Puri excepcional. Ambos con un poco de falta de química que no queda del todo mal, puesto que le da credibilidad al asunto de las diferencias que en un principio separan a ambos.

Esta comedia de entrante, lleva como segundo plato la inmigración. Allí dónde la cocina tradicional se mezcla con las especias indias, allí dónde se mezclan ambas culturas para ofrecer un espectáculo gastronómica que hace extenuar las papilas gustativas. La imaginación hace lo siguiente, que casi se puedan oler.  Massala, Berberé, Macis, Curcuma, Tandoori…Sueñas con probar esos platos, se activa la parte afectiva del cerebro y se liberan las emociones. El gusto está estrechamente ligada con éstas, de ahí que en la mayoría de escenas de la película los sentimientos de plasmen a través de la comida. Dicen que algunos cocineros saben expresar mejor lo que quieren decir con uno de sus platos, que no mediante palabra. Cocinar es comunicar, es un arte. Aprovecho a decir que la película está basada en el libro homónimo –que adelanto no haber leído, pero que voy a poner a la cola mental de posibilidades- Un viaje de diez metros.

The_HundredFoot_Journey_Movie_Wallpaper_8_makdh_1366x768

Dirigida por Lasse Hallström (Chocolat (2000), Un lugar dónde refugiarse (2013)) puede parecer que va a ser un auténtico pastelón edulcorado con glasé y nata montada teniendo en cuenta la trayectoria cinematográfica del director. Pero no. No es edulcorado. Más bien lleva un poquito de sacarina con el tema romanticón –ya sabéis no lo soporto y normalmente lo pongo a parir- y pimentón negro. Vale, y un poco de bechamel. Así, que ni caso de la crítica especializada, que se nota que casi todos son tíos (porqué oye, las de violencia y desapariciones de mujeres las ponen por las nubes de genialérrimas y dan asco de machistas) e id si tenéis oportunidad a verla en V.O, que se entiende estupendamente y los acentos son la mar de cómicos.

Esta es una película que vale la pena ver no sólo por su maravilloso reparto, sino por las sensaciones –que al final es lo que cuenta- que te hace vivir y el regusto de salir del cine con una sensación de tranquilidad, de haber disfrutado, de no haber mirado la hora una sola vez durante las más de dos horas de duración del film. Más vale ir comido a verla, porqué os entrará hambre seguro.

Una película dulce, encantadora. Imperdible, de las que hay actualmente en cartelera.

Bon Appétit!

Sin título4

 

 

Web oficial: http://www.dreamworksstudios.com/films/the-hundred-foot-journey

Imágenes: Le creuset.com, Moviewallpapers.com

Tráiler: Clic aquí.

Entrada más reciente Entrada antigua Página principal

8 comentarios:

  1. Uhmm... ¡apetece! Ciertamente soy un gran fanático de la gastronomía y la francesa es una de esas que no deja de maravillarme una y otra vez. La india quizás la tengo menos apreciada (pero no por ello menos probada :P). Y la gastronomía en una película suele ser una temática que aparentemente parece fácil para cautivar, pero finalmente se convierte en una bestia despiadada que te puede hundir la película en segundos.

    Probaré sin duda esta The Hundred-Food Journey, la mezcla de cocinas y tradiciones tiene una pintaza.

    Te recomiendo muchísimo una que vi recientemente, The Lunchbox, también india y muy muy exquisita, cine indio con toques de gastronomía casera y amor. Toma nota ;)

    Gracias por seguir escribiendo, te leo desde las sombras aunque no comente desde hace tiempo ^^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Jivo!
      Que gusto volver a tenerte por aquí. La verdad es que acabo de ver el tráiler de 'Lunchbox' y pinta muy pero que muy bien. Así, que supongo que de aquí poco la veré y te digo el qué. ^^
      Tengo que decir ya de paso que tu "gracias por seguir escribiendo" me alegró el día, así que ya puestos, te agradezco muchísimo que leas cada artículo que hago.

      Un abrazo!!! :D

      Eliminar
  2. ¡Hola Iris!

    La tengo apuntada como pendiente ya me imaginaba que valdría la pena y ahora ya si la recomiendas ¡tengo que buscar a alguien sí o sí para que me acompañe! A mí la de chef también me gusto mucho como te comente en tu anterior post. ¡Besazos guapa!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Laura!
      Coge del brazo al primero que pilles y lo arrastras de la oreja al cine. Ya me dirás que te ha parecido.

      Un besote!! ♥

      Eliminar
  3. Hola Iris!! No he visto la película pero tomaré nota. Ultimamente no tengo tiempo ni de ir al cine ni de ver películas en casa jajajaja.

    Besazos guapísima!

    www.brunetteambition.es

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Particia!

      Nada, nada, hay que sacar tiempo para el ocio, que relajarse también es bueno. Respira y un dos, un, dos. Reeeelax. ;)

      Un besote!

      Eliminar
  4. Hola Iris!!! Con lo que me gusta la comida india...
    Gracias por explicarlo tan "ricamente" o mi nota de la peli por sí tengo un huequecillo!!
    Besos!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Espero que te sepa tan dulce como tus posts! ♥

      Eliminar

¡Gracias por tu comentario! ¡Feliz día!
PS: Por favor, no dejes la URL de tu blog o no lo publicaré.
Si vas a dejar un comentario tipo 'no me llama. Besis' o similar no te molestes, tampoco lo publicaré.