Reseña: ‘Tu segunda vida empieza cuando descubres que solo tienes una’, Raphaëlle Giordano

By | 20:26 20 comments
Portada Tu segunda vida empieza cuando descubres que solo tienes una
Portada
Tercera novela de la LC Cuatro Gatos coorganizada por moi y Mari de Bohemian Creative (ver reseña).

Ya en la primera página del libro nos encontramos una recomendación por parte de la autora hacia el lector, que me hizo automáticamente pensar que este libro sería una maravilla. Pero al final me quedé un poco fría.

 A continuación les explico el porqué. 

Deben saber, antes de meterlos en vereda, que esta es la primera novela de la autora como tal, aunque no está catalogado como ‘libro de autoayuda’, sino como novela contemporánea. Aunque tire más hacia lo primero que hacia lo segundo. Además, contiene citas de pensadores célebres que se destacan en negrita.  Frente a ello, servidora ha decidido añadir en esta reseña refranes españoles en imágenes, que son pozo inmenso de sabiduría y consejo veraz.

También deben saber que esta novela ha vendido más de medio millón de ejemplares en Francia desde el año 2015. Sí, aquí en España nos ha llegado con un año de retraso, como todo, vamos. Giordano propone al lector detectar aquellas cosas tóxicas de nuestro día a día, con el objetivo de que éste haga un cambio de conceptos, que mire y vea su entorno de otra forma. Y nos deja claro que la felicidad es un estado mental y que hay que trabajarla día a día. Que nosotros podemos, al mismo tiempo hacer y aplicar una terapia a nuestra vida. Punto a parte, deben saber que la autora con 28 años fue nombrada Directora Creativa de una agencia de publicidad y que su jefe la acosaba.

Pero ¿De qué va la historia?

Camille tiene un día horrible. Están cayendo chuzos de punta y encima, se acaba de estrellar con el coche en una carretera perdida de la mano de Dior. Harta de todo, decide salir y buscar ayuda. En el camino, se encuentra una casa, y para su sorpresa, se encuentra con Claude, un rutinólogo un tanto raro y amigable a partes iguales, que le propone, después de escuchar las penas de Camille, ayudarla con su rutinitis y su falta de alegría ante la vida pese a tenerlo todo (trabajo, casa, hijo, marido).
Claude aplica la ‘teoría de los pequeños pasos’ porqué
los cambios vitales decisivos empiezan con pequeñas transformaciones, anodinas en apariencia (…) lo complicado no es conseguir hacer las cosas a la vez, sino ser capaz de hacerlas todos los días (p.39)
Claude le da a Camille un collar con un loto blanco que irá cambiando de tono a medida que avance en ‘rehacer su vida’.

Lentamente se dobla la banana (Refrán)
Banana, na, na, na
Giordano propone varias técnicas de uso introspectivo para mejorar el estado emocional y dejar de verlo todo tan negro.

Una de ellas, es el anclaje emocional positivo, una técnica que servidora utiliza para, en un estado de nervios, controlar las pulsaciones bajándolas a niveles normales. Es muy útil. Y garantizo que funciona, pero se necesita práctica metal. Normalmente lo relaciono con la meditación cardíaca y el control de respiración (hay técnicas que ya usaba de antes, pero que no tenía ni flowers que tuviesen esos nombres tan raros). Estas técnicas de relajación introspectivas las acostumbro a utilizar cuando estoy de bajón o de los nervios. Para los que les interese, consiste en buscar un lugar tranquilo (una habitación, por ejemplo), sentarse cruzando las piernas, los brazos en las rodillas y concentrarse en respirar, mientras buscan con la mente un lugar o situación vivida que les haga felices. Es una buena técnica porqué baja los niveles de cortisol (hormona del estrés) y libera serotonina (hormona ‘de la felicidad’, a grandes rasgos, favorece las conexiones neurológicas y la transmisión de éstas).

Para bajar el cortisol y liberar serotonina, también les recomiendo –aunque en este libro no lo especifica- que abracen a alguien a quien quieran durante, aproximadamente, 10 segundos. Traducido, los abrazos de oso son efectivos contra los malos rollos y el estrés. Así que abracen mucho, y déjense abrazar mucho. Yo lo hago. No subestimen nunca el poder de un buen abrazo.
Consejos vendo y para mi no tengo (refrán)
Ay, que he pillao a más de uno...
-Bien Camille, ¿se siente orgullosa de sí misma?
-Sí, creo que sí…
-¡Ah, no! ¡Quiero oír algo mejor que eso!
-¡Sí! Me siento orgullosa de mi misma –exclamé entonces con más convicción.
-Eso me gusta más –dijo él-. La mejor manera de fortaleces su afirmación de si misma es aprender a ser su mejor amiga. Debe valorarse, ser compasiva e indulgente consigo misma y darse lo más a menudo posibles muestras de reconocimiento. (p.66)
También hay partes que me han chirriado como lectora. Por ejemplo:
Se metió la mano el el bolsillo y sacó una cajita. Reí interiormente al pensar que, desde lejos, podía parecer que iba a pedirme la mano regalándome un bonito anillo, lo cual me excitaba bastante. (p.67)
Pues hija mía, a mí la única capaz de emocionarme es una pizza bien cargada, no un anillo.
El libro es una sucesión, no solo de varias técnicas de introspección y de inteligencia emocional, sino también de ejercicios de ideas positivistas como pueden ser el filtro de percepción:
Cuando salga, en lugar de concentrarse en las cosas desagradables, feas o irritantes, intente fijar la atención en cosas bonitas y agradables. Tome divertidas fotos imaginarias por la calle, en los transportes públicos, en cualquier lugar en el que esté. (p.71)
En otras palabras, buscad lo bello. Aunque yo me quedo más con la idea de la escritora Gerore Sand ‘la apariencia del cuerpo no siempre es el reflejo del alma’. Toma tomate.

Cría fama y échate a dormir (refrán)
Pues eso
Incluso propone un método para bajar de peso: el método EMART (objetivo específico, M de Medible, A de alcanzable, R de realista y T de tiempo –con fecha tope).
También nos presenta la técnica de la ‘libreta de lo positivo’ que consiste en comprar una libreta de direcciones –yo uso una agenda- y apuntar por orden alfabético los pequeños éxitos y las pequeñas grandes alegrías. Dice en el libro que es excelente para la autoestima y la satisfacción personal, así que he empezado a poner en práctica hace relativamente poco. Para el poco tiempo que llevo, les aseguro que funciona. También he probado (ya saben, antes de valorar, me dedico a probar para poderles recomendar), el irme a dormir y en vez de estar escuchando el sonido crepitante del reloj o de todo lo que tengo que hacer al día siguiente, pienso en las cosas buenas que me han pasado ese día. Es una tontería, pero por muy horrendo que haya sido, siempre se encuentra luz en la oscuridad. Y sí, te duermes con una sonrisa en los labios.
El hoy es un regalo, por eso lo llamamos ‘presente’.
En la página 157 la autora dice que utilizamos solo el 10% del cerebro, cuando no es así. Para nada. Me sangraron los ojos cuando lo vi escrito. Tenía la esperanza de encontrar datos científicos contrastados, pero no, me veo este bulo, que es de órdago, metido ahí. Un mito, con el que se me cayó el alma al suelo. Si vas a publicar un libro sobre coaching interno, que no deja de ser una mezcla de psicología, neurociencia e inteligencia emocional, ¿cómo me pones esa gambada? ¿Cómo? Pensarán que saco las cosas de quicio, pero se conoce ampliamente que los libros de divulgación están para eso, para que entendamos mejor las cosas. No para que nos la líen con datos que son como los unicornios: seres mitológicos.
¿No se ha fijado que la imagen que nos formamos del mundo es tanto más hermosa cuanto mejor es la imagen de nosotros mismos? (p.73)
De un tiempo a esta parte, les aclaro que este mito parte –o quiere hacer entender- que el cerebro y la inteligencia se pueden mejorar con entrenamiento. Pero de ahí a decir que hay áreas del cerebro que están en el banquillo esperando a ser utilizadas, tiene el mismo fundamento que usar cola de barra para pegar bigas del siete. Sino, que se lo pregunten al Doctor en Psicología Barry Beyerstein, que es el que desechó esta teoría (les dejo el estudio en inglés, por si tienen curiosidad:‘Do we really use only 10 percent of our brains?’). Por eso de ser puntillosilla, el cerebro consume un 20% del oxígeno y siempre está activo, incluso cuando estamos en reposo o pensamos que no estamos haciendo nada, él sigue trabajando (pueden leer la reseña del libro ‘Como pensar como Sherlock Holmes’, para más información). Además, al final de esta crítica les he adjuntado unos cuantos artículos científicos como extra que les permitirán, si les interesa, ampliar información sobre el tema.
Del jefe y del mulo, cuanto más lejos, más seguro (refrán)
Maravilla, la sabiduría popular

Todos tenemos un deber con la vida, ¿no cree? Aprender a conocerse a uno mismo, tomar conciencia de que el tiempo es limitado, tomar decisiones que comprometan y que tengan sentido. Y, sobretodo, no malgastar las propias aptitudes…¡Camille, realizarse como persona siempre es urgente! (p. 45)
Otra cosilla que me ha hecho liarme la manta a la cabeza, ha sido el cuándo Camille, decide cambiar su cuerpo. Perder 4 kilos. Como lectora, lo primero que pensé es que Camille pesaría los 85 o 90 kilos, por como ella misma se describe: no le abrochan casi los pantalones, le salen lorzas, tiene michelines, estrías, está gorda…pero ay, sorpresa, cuándo nos dicen que en realidad pesa 58 kilos. ¡58! Si con ese peso una está gorda, yo qué soy  ¿un megalodón? ¿una marsopa? Una marsopa muy amorosa, eso sí. Así que de buenas a primeras, lo he encontrado una exageración. Que da a entender que las mujeres siempre nos miramos con malos ojos –cosa que no hacen los tíos-, pese a estar buenorras, pues sí. Pero de ahí a que me diga que con 58 kg lleva una 40 de pantalón, pues no lo veo. En fin, que está llena de puñetas la pobre Camille. Y como me viene al pelo, aprovecho para decir, ¡CHICAAAAAS, ESTÁIS POTORRONAS! ¡Dejad de autoflagelaros anímicamente, lechugas!
Cuanta más confianza tenga en si misma, menos expuesta estará a resultar herida por ataques exteriores. (p.107)
La ocasión la pintan calva (refrán)
Calva, como el culo de una mona
Camille, a parte de con su hijo, también tiene problemas con su marido. Básicamente porqué el marido es un piojillo de alhelí que tiene menos sangre en las venas que una tubería de polipropileno. Llega del trabajo, no hace nada, porqué ¿Pa’ qué vas a hacer la cena si tú ya trabajas, eh?  Y todo se lo acaba merendando ella, que oigan, por esas casualidades de la vida, también trabaja y está cansada igual que él. Ya no me vale con esos tíos que dicen ‘es que yo ayudo en casa’. AYUDO. Coño, pero hijo, ¿tú no comes? ¿No ensucias? ¿No cagas? ¿Verdad que haces todo eso? ¿Verdad que tienes dos manitas, florecilla de pitiminí? Pues eso. No es cuestión de ayudar, es cuestión de que como vives ahí, esas cosas se tienen que hacer. Tú  no ayudas. Lo haces.

Les debo confesar que este es el primer libro de ‘autoayuda’ que leo. No sé siquiera está catalogado como tal, lo que sí sé, es que este tipo de libros crean menos reticencia al consumidor (lector) si se plantean como una novela más que como un libro de autoayuda en si. Si son asiduos del blog, ya saben que servidora acostumbra a leer más sobre ciencia  ( ‘Mala Farma’, ‘Abrir en caso de apocalipsis’) que sobre cosillas más oníricas y puede que en este sentido no me haya calado tanto como debería.
El éxito es la capacidad de ir de fracaso en fracaso sin perder el entusiasmo. (Winston Churchill)
No hay tonto que no se tenga por listo (refrán)
De estos, a patás
Creo sinceramente que este libro es una introducción al positivismo, indicado para personas que no han leído nada sobre el tema (yo) o aquellas que sienten que están dentro de un agujero negro, que no pueden salir, encerradas dentro de una monotonía y que van como robots por la vida. El coaching que se da en la novela puede hacer que vean algo más de luz.

Es una ficción bien escrita, con una trama sencilla, a la que tampoco le hace falta más. Hay faltas de ortografía en las páginas 66 y 232. Algunas cosas son difíciles de imaginar tal y como está la economía española (en Francia, ni idea, pero me da que deben estar igual), como por ejemplo que a Camille le sea tan fácil montar una empresa y que todo le salga rodado. ¿Han visto como sangra el Gobierno a los autónomos en este país? Pues eso.
La confianza en si misma, es su mejor baza. ¡Resplandezca y será irresistible! Llenándose de cosas bellas resultará atrayente. ¡Créame, la bondad y la cordialidad, brillan más que las joyas más hermosas! Lo que es usted por dentro, se ve por fuera. 
-Lo que dice suena un poco a anuncio de yogur. (p.170)

Por meter el  dedo en ojo ajeno, me hubiese gustado que al final, Giordano hubiese puesto el nombre de los estudios científicos que cita. Supongo que a mi no me vale eso de ‘estudios científicos avalan que…’. Me parece genial. ¿Qué estudios científicos? Quiero el título, el nombre de los autores, el año de publicación y la editorial o lugar en el que fueron llevados a cabo. Necesito leerlos y saber básicamente, quién ha puesto el dinero para poder  hacerlos y qué finalidad tienen. Llámenme desconfiada.

De un tiempo a esta parte, me ha hecho especial gracia que nombre (porqué citar, no cita) 'un estudio' en el que se utilizaron dos botes con semillas de césped plantadas: a uno se le decían cosas positivas y al otro, negativas. Ese estudio, se hizo pero con tres botes de arroz –no tengo conocimiento de que se hiciese con césped-, y recuerdo que fue un señor asiático quién lo llevó a cabo. Concretamente, Masaru Emoto. Y una vez conocido esto, les voy a desmontar el tinglado.

Para coger peces, hay que mojarse el culo (refrán)
El culo, y lo que haga falta
Emoto  decía –el hombre murió en 2014- que, y cito textualmente: ‘los pensamientos dirigidos al agua influirán sobre su forma’. Como verán, este tipo de afirmaciones nada tienen que ver con la ciencia. De hecho, este señor estaba graduado en Relaciones Internacionales y se sacó un titulillo de Medicina Alternativa en la India en el ‘92. Así que lo que se llama base científica, con su método, su hipótesis y todo, como que no. ¿Les suena? Es el mismo fallido argumento que hace servir la homeopatía. Una forma de vender humo, con técnica de marketing incluida y más si se tiene en cuenta que este señor era el propietario de un montón de empresas. El que el arroz se ponga negro o no, depende básicamente del proceso en que se encuentren los microorganismos/bacterias en el momento del hervido. Tan sencillo como eso.
Algunos podrían objetar que son unos inútiles, que carecen de cualquier aptitud. Ahora, yo estaba convencida de que los que piensan así tienen la mente repleta de toxinas. (p.143)
Poco a poco, se llega antes (refrán)
Más vale creérselo
Algo que me llamó la atención del libro es el ejemplo que da de ‘la importancia de la respiración para canalizar las emociones’. Claude lleva a Camille a hacer submarinismo. Lo que es cierto es que para los que practicamos buceo, a veces, hacemos uso de la apnea para sumergirnos hacia el fondo. El controlar la cabeza ahí dentro para no ahogarte es un ejercicio brutal de 1) control emocional, 2) control de respiración y 3) de desgaste y esfuerzo.

En este libro también hay especio para hablar de sexualidad, tan reprimida en las mujeres incluso a día de hoy y pese a la revolución sexual que se llevó a cabo en los años 60:
-No estoy muy segura de que me guste la imagen que podría dar de mi.
-Es normal. Todavía hoy se hace sentir el peso de esa moral rancia e hipócrita que nos han legado. ¡Miles de años de sexualidad pasada por el molinillo de la moral y los tabús es algo que deja huella! Y las mujeres a duras penas empiezan a asumir plenamente una sexualidad liberada y unos deseos tan intensos como los de los hombres…(p.167)
Aunque se intuye algo del final, me ha parecido bonito que haya gente que está ahí para ayudar a los demás a salir e su rutina. Y el pago que le pide Claude a Camille por ayudarle a encauzar su vida ha sido una sorpresa. El final, es lo mejor del libro. Supongo que la idea de personas que ayudan a otras personas sin pedir nada a cambio, me parece tan utópica como hermosa.

En las últimas páginas hay un pequeño vademécum de rutinología, con los conceptos, expresiones y técnicas básicas que pueden resultar muy útiles a quienes deseen probarlas.

3/5
★★★★

Nota: Vamos de oca en oca y tiro porqué me toca. Y esta vez, nos ha tocado hablar con la editorial Grijalbo. Les voy a explicar el asunto, para que vean que flores en el culo en esta LC tenemos bien pocas.
Les escribimos a las participantes para que se pusiesen en contacto con la editorial para así, ésta les mandase el libro en físico a casa, que es a lo que se comprometieron. Al cabo de unos días, vimos que algunas participantes lo recibían y otras no. Y que no se dignaron ni a responder cuándo las chicas les escribían. Únicamente contestaron a Maite de ‘Dónde los libros duermen’ alegando que ‘ya habían enviado un mail a las administradoras’ explicando que ‘no les quedaban más ejemplares’, porqué ‘habíamos hecho la LC un mes después’. 1) No teníamos constancia de ningún mail. 2) En el caso de que no queden más ejemplares, la editorial puede hacerse y enviar en digital y quedar como reyes. 3) Estaban informados de antemano que la LC se llevaría a cabo mes después. Con todo, nos pusimos en contacto con ellos, para recibir una respuesta a la que más vale no responder.

 Bonus ‘Tu segunda vida empieza cuándo descubres que solo tienes una’ 

Durante este mes se ha podido comentar la lectura mediante twitter con la etiqueta #LC4GatosTuSegundaVida y tanto Mari como yo hemos decidido plantar una barra libre de mojitos para que puedan disfrutar del buen sabor de boca que nos ha dejado la novela. He aquí los que más han gustado a servidora. Y en serio, para la próxima lectura –pueden ver el fiestón que nos hemos montado aquí y apuntarse- no se corten ni un pelo (#LC4GatosSherlock), que esto lo vamos a hacer en cada LC y los más originales van a acabar aquí.  






 ♥ Lista de participantes ♥

Estamos muy orgullosas de que tantos lectores se hayan apuntado a la LC Cuatro Gatos. A continuación, pueden ver un listado con los blogs de cada uno, para pasaros a ver que opinan de ‘Mi lista de deseos, y sí, echarnos unas risas, que es al fin y al cabo de lo que se trata. Conforme nos pasen los enlaces iremos actualizando hasta el día 8 que es el último para subir entrada. ¡Os adoramos!
 
-Kassandra de El Club De Las Sebaduras (Ver reseña)
-Chari de Rincón Revuelto (Ver reseña)
-Neri de Entre mundos de papel y tinta (Ver reseña)
-Cris de Magic Neverland (Ver reseña)
-Alex de Dónde está mi lápiz (Ver reseña) 
-Maite de Dónde los libros duermen (Ver reseña) 
 
Os lo vais a pasar pipa leyendo cada entrada que han hecho nuestras lectoras gatunas. Todas son un auténtico amor. 

Fuentes:
http://www.europapress.es/catalunya/noticia-raphaelle-giordano-si-cambias-percepcion-cosas-cambiaras-entorno-20170305113341.html
http://www.abc.es/sociedad/abci-como-encontrar-felicidad-haciendo-ejercicio-lapida-201703302140_noticia.html
http://www.lavanguardia.com/lacontra/20170316/42913594550/hay-que-encontrar-lo-extraordinario-en-lo-ordinario.html
http://www.ideal.es/sociedad/201704/01/ejercicio-lapida-clave-para-20170331164654.html

Extra: 
A Piece of Our Mind - About Ten Percent
Neuroscience for kids: Do We Use Only 10% of Our Brains?
Snopes: Do We Only Use Ten Percent of our Brains?


Imágenes: grijalbo (portada), las demás, todas mías.  
Entrada antigua Página principal

20 comentarios:

  1. Hola Iris!
    Vuelvo a leerte desde el trabajo así que te escribo desde el móvil xD a ver si no me mete ningún patazo el corrector, jajaja.

    Yo aún voy por la mitad del libro debido a la falta de tiempo aunque, si te soy sincera, no acabo de conectar con él. Creo que es porque a pesar de estar narrado como una historia no lo parece. Los personajes están ahí más para mostrarnos el método que su vida. Aún así tiene cosas buenas y los consejos que dan no están mal. La libreta de lo positivo me llama la atención y me recuerda a la iniciativa de dibujo que puse en mi blog de dibujar las cositas buenas que nos pasan cada mes (que por cierto tengo que continuarla porque el último que hice fue el de marzo xDDD)

    Camille no me acaba de convencer mucho aunque supongo que es porque nos ponen una actitud tipo que necesita mejorar. Lo del peso me dejó FLIPANDO. Por favor, si esa señora está gorda yo debo de ser un león marino xDDDD es que de verdad. Yo imaginandomela más gorda por las cosas que decía y cuando dice su peso me quedo: perdón? Encima con una 40. Debe pensar que lo normal es tener una 36 o algo xD

    El marido también tiene telita. Al principio me parecía muy machista. Por lo que comentas de lo de "ayudar en casa", cuando no es ayuda. Todos viven en la casa, todos trabajan y nadie ayuda nadie porque no es labor exclusiva de la mujer cuidar de la casa ni del niño. Y ya cuando le da poco valor a que ella trabaja porque trabaja menos horas... Apaga y vámonos xD

    Claude al principio me chocaba con tanto positivismo pero realmente creo que es para dejar claro el mensaje. La actitud con la que ves la vida y con la que te enfrentas a las cosas es muy importante. Yo necesito ser más positiva así que intentaré seguir algo de su método y también poner en práctica lo que has dicho de pensar en las cosas buenas antes de dormir.

    Yo tengo un problema con la respiración xDD creo que no sé manejarla bien o algo porque en la carrera cuando poníamos en práctica técnicas de respiración para relajarnos a mi me entraba más ansiedad xDD

    Tengo curiosidad por el final del libro, sobretodo cuando has dicho que es lo mejor de todo! :D a ver si saco tiempo para seguir leyendo. Llevo muchas cosas para delante, creo xDD

    Deberían existir más personas que ayudan sin pedir nada a cambio. Esto haría del mundo un lugar mucho mejor. Hay gente que es así, pero muy poca en comparación con la que va a su propio beneficio.

    ResponderEliminar
  2. Exacto, querida, los unicornios no pintan nada en un libro de este calibre y entiendo ese sangramiento de ojos. No obstante, me ha gustado eso que has dicho sobre el anclaje emocional positivo, cosa que desconocía.
    Sin embargo, me apetece leerlo.
    Gracias, querida.

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola, Hydre! ^^

    Bueno, bueno, bueno. No conocía de nada la novela, pero me parece más que perfecto que, aunque trate, en cierto modo, la auto-ayuda, haya sido ameno :) Sí, ameno, porque podrían entrar ganas de rajarte las venas, con tantos mensajitos de auto-ayuda - y aquí hablo desde la experiencia. Una amiga intentó hacer el experimento de "escribir" un relato cortito para dar buen rollo y... en fin, vamos a dejarlo en que todavía nos echamos unas risas a costa del susodicho escrito. Pero vamos al tema. Decía que me alegro de que el libro haya sido ameno, más que nada porque yo tampoco he leído nada de este tipo, no todavía.
    Me gustan los pequeños consejos que rescatas. Al igual que tú, yo también uso esa técnica de irte a una habitación en la que puedas estar sola. De hecho, creo que la uso hace mucho tiempo. Debo decir, que yo en vez de pensar en algo que me alegre, me haga feliz o sencillamente sea bueno; cierro los ojos y me concentro en respirar profundamente y soltar el aire muy despacio. Llámame idiota si quieres, pero tengo la sensación de que, de ese modo, se me aclara un poco todo - sobre todo cuando estoy histérica por "x" o por "z".
    El tema de apuntar todo lo positivo en un diario o libreta específica... Pues no lo conocía. ¿Así que dices que funciona? Hum. Me da a mí que ya sé que voy a hacer este verano (sí, sí, como decían Phineas y Ferb, porque mi hermano se tragó todos los malditos capítulos hace unos años y, ¡qué demonios!, yo con él jajajajajaja).
    ¿Una pizza? Calla, que yo me he puesto a pensar, al leer tu aportación, en uno de esos cruasanes - no, no lo voy a escribir en francés, porque si no sí que van a sangrarte los ojos xDDD - de chocolate por dentro y por fuera. Rollo "comamos hasta que reventemos". Sí, sí. Me comería uno de esos ahora, jo. Pero no, yo tampoco daría palmas por una cajita en la que puede haber un anillo. De hecho a mí me daría una taquicardia xDDDDD
    Gracias a Dios - o Dior ;D - que has recalcado lo del 10%. Mi profesora de neuro 1 dedicó una puñetera clase entera a ese tema, porque la mujer entre eso y el uso incorrecto que hacemos de las hormonas hablando en el día a día se pone catatónica - y yo con ella cuando corrige exámenes, pero eso ya va a parte.
    Bueno, ¿qué más, qué más? Ah, vale, sí. Me encanta que añadas las bases de lo que comentas para poder echar un ojo. No voy a colgarme el moco diciendo que me gusta enterarme de todo, pero en este caso me ha resultado interesante y sí que pienso echar un ojo :) Otro tanto para las imágenes que añades. Yo había escuchado el dicho de los peces en catalán, porque mi madre siempre dice "Qui vulgui peix, que es mulli el cul" (la traducción literal es lo que has puesto tú).
    Cuando has comentado el tema de hacer un favor por puro altruismo he recordado la película "Cadena de favores". Estoy casi segura de que se llama así, pero vamos, que si no es eso es algo muy parecido. Sea como sea, es una película maravillosa que habla de eso mismo ;D
    Estoy intentando no dejarme nada, pero empiezo a chochear. Veamos, veamos... ¡El peso! Sí, yo también me esperaba una chica gorda. Que sí, que suena horrible dicho así, pero no creo que sea mejor decir "gordita". A lo que voy, me esperaba un número de los que impactan. Yo peso más o menos esos 58 kg de los que hablas y te aseguro que no me veo gorda. Que sí, que todo el mundo puede fortalecer y bla-bla-bla, pero yo no me llevo las manos a la cabeza con eso. Y sí, me repatea también las narices que siempre se diga que no nos vemos cómodas con nuestro peso. Joder, todo el mundo está tan estupendo como quiera verse. Y punto.
    Ahora creo que sí que no me dejo nada. Bueno, sí, lo de la editorial me ha parecido muy gore, pero vamos, que gente espabilada hay en todas partes. Siento que no os supieran aclarar el asunto como toca.
    Una reseña maravillosa, como siempre ^^
    ¡Un besazo muy pero que muy grande y feliz martes! ^^

    ResponderEliminar
  4. Hola Iris!!

    Pues no soy yo mucho de autoayuda (más que nada porque muchos no son ni expertos en lo que dicen) aunque veo que este libro lo enfoca de otra manera, y como bien dices puede ser una alternativa a los que huimos de los libros de este tipo de lecturas. Además me gusta lo del cambio poco a poco, con pequeños pasos.

    Estoy totalmente de acuerdo contigo en que el positivismo se trabaja día a día, y al final se nota mucho...aunque también cuesta lo suyo cambiar! jaja

    Me uno al movimiento marsopa!! jajaja ¿con 58 kilos gorda? La madre que la parió...Efectivamente hay que quererse más, dejar a un lado los cánones que nos estipulan (sólo a las mujeres, qué casualidad oye) y ser felices con cómo somos.

    Me meo con lo de florecilla de pitiminí, tú no ayudas, tú haces! Esa frase debería de existir en todas las casas en las que haya un hombre (mi padre no nos sirve que es un bendito), tienes más razón que un santo!

    Como siempre me lo he pasado bomba leyéndote, y el otro día me descojonaba yo sola con tu comentario en mi última reseña. Así, ni libros de autoayuda ni leches, pon una Iris en tu vida!!!

    Besote fuerte

    ResponderEliminar
  5. ¡Hola!
    Creo que nunca he leído un libro de autoayuda, y la verdad es que este no me llama mucho la atención, no es mi tipo vamos jaja.
    Me ha gustado mucho tu reseña, y acabo de seguirte ^^
    Besos y nos leemos ♥

    ResponderEliminar
  6. Hola Iris,
    la verdad que el título llama la atención pero si te digo la verdad, los libros de autoayuda nunca han estado en mi estantería jaja, suficiente tengo en el trabajo con las ayudas como para leerme más... aunque quien sabe, seguramente serían un gran apoyo para cuando me toca hacer de psicóloga ;)
    Besos

    ResponderEliminar
  7. Hola Iris,
    Mira que llevo pensando comprarme este libro desde hace tiempo, es casi el primero que ves cuando entras en las librerías, tiene un titulo atrayente y siendo superficial la portada es bonita. Pero, aunque me gustan los libros de "dar sentido a la vida" o "cambiar para mejor" no soy muy fan de que el haya una parte de instrucciones de autoayuda que no están mezclado con la trama de forma más natural. Sería como en "La mujer de papel", que parece que estés en una clase y necesites apuntar algo.
    Muy buena reseña como siempre.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  8. ¡¡Hola!!
    La reseña tan fantástica como siempre.

    Yo no me animo aún a leer libros de autoayuda, no sé, hay tantas teorías y tantos libros que se venden como "la solución a todos los problemas del mundo" y resultan ser increíbles cúmulos de tópicos, bulos y sabiduría popular que me da miedo. Bastante estoy yo hecha un lío ahora mismo. Aunque me encantaría leer un libro de autoayuda que, verdaderamente, estuviera basado en la realidad. Y lo del 10% del cerebro hace suponer que este no lo es. Aunque, de todos modos, no está catalogado como autoayuda sino como novela. Y el del 10% es uno de los mitos urbanos que menos me gustan.

    El tema del peso también es algo que me chirría, y si con 58 kg está gorda, yo debo de ser un elefante bailarín (aunque lo cierto es que no sé cuanto peso, porque la última vez que me pesé estaba en segundo de la ESO). Aun así, me parece muy interesante lo de la respiración y lo de los abrazos. ¡Con lo que me gusta a mí achuchar a alguien!

    Un beso enorme.

    ResponderEliminar
  9. ¡Hola, Iris!

    Menuda reseña más completa que nos traes, ¡cada vez me parecen más largas tus entradas! jeje No conocía de nada este libro pero no creo que me anime. No me gusta leer libros de autoayuda, prefiero que los mensajes se transmitan de manera más sutil, supongo que por eso me encanta la fantasía.

    Me alegro de que tu experiencia leyendo este libro no haya sido tan mala, y que lo hayáis pasado tan bien Mari y el resto de participantes de la LC :P ¡Menudos tweets!

    Besos gatunos!

    ResponderEliminar
  10. ¡Hola, corazón!

    Uy, ya empezamos mal: no me gustan los libros de autoayuda jajajajajaja (aunque no esté catalogado como tal). Lo que sí que amo son los refranes, me encantan. De hecho, no sé por qué voy a decir esto pero ok, mi madre es el refranero español andante (se los sabe todos y los usa a todas horas jajaja).

    Voy a apuntarme eso del anclaje emocional positivo porque yo soy muy chunga y me vengo arriba súper rápido. Aunque sé que tengo muchísimo trabajo por delante jajajaja. Lo de los abrazos también lo veo un poco difícil porque el contacto físico y yo no nos llevamos especialmente bien… Jo, estoy releyendo lo que escribo y me estoy describiendo de tal forma que debes estar pensando “¿pero esta pava?” jajajajaja. En fin.

    Oh, oh. Houston, tenemos un problema. Como chica de ciencias que soy, odio encontrarme con datos científicos sin base alguna contrastada y que, además, son falsos. Eso del 10% me chirría especialmente porque he tenido miles de debates sobre ello y uf… La cosa está en que la neurociencia es algo muuuuuuuuuuy complicado.

    Venga, hasta luego. Gordísima con 58 kilos… Que entre de lado a los sitios porque estoy segura que si va recta no cabe. Estoy ya más que harta de que se haga referencia continuamente al peso de los personajes y, casualidades de la vida (estoy siendo sarcástica), fíjate que son siempre ellas y casi nunca ellos. Secundo tu moción: ¡CHICAS, ESTÁIS POTORRONAS!

    Eh, preséntame a Camille para que me explique eso de montar una empresa de la nada y que se la hostia. Yo quiero saberlo, de verdad. Aquí tienes al teclado a una joven autónoma que cada mes tiene que vender tres riñones cuando solo tiene dos.

    En definitiva, que no creo que lea esta historia pero lo que si pienso seguir leyendo son tus reseñas porque te adoro.

    Un súper abrazo, bonita.

    ResponderEliminar
  11. ¡Holaaa! No conocía le libro, pero me intriga bastante. Y coincido con que la idea de que las personas ayuden a otras sin esperar nada a cambio es realmente difícil que ocurra, pero realmente debería ser así.
    No suelo leer libros de autoayuda, de momento no me llaman, así que si tira más a novela, mejor.
    Un besazo.

    ResponderEliminar
  12. Hola mi querida Iris

    Juraría haberte comentado este post, pero no... después de desvariar un poco creo que le comentaria a otra persona. Cosas de la edad...

    La portada es preciosa, con esos tonos pastel relaja ya sólo mirarla. Yo no soy de autoayuda pero oye quién sabe, lo mismo me ayuda...

    Señoras y señores, bueno que me envalentono, querida IRIS, estás antes Miss Negative (voy a patentar este nombre), sí, aquí donde me ves le veo lo negativo a todo, todo lo malo... A mi familia la tengo frita y antes de que diga algo ya saltan con: 'Y no seas tan negativa.'😣😣


    Creo que las personas que dan sin recibir nada a cambio, y cuando digo dar me refiero también a ayudar, existen. Hay pocas, pero las hay. Aquí creo que hace falta mucho eso de : HAZ EL AMOR Y NO LA GUERRA.

    Un gustó como siempre leerte, artista.

    Besos.

    ResponderEliminar
  13. ¡Hola Iris! Me arremangue (creo que así se dice xD) y me puse con las entradas nuevas que hiciste, que todas me han parecido interesantes
    Tu reseña, como siempre, es muy completita, cosa que es genial porque se puede ver todo de entrada. ¡De acá sacaste lo de la libreta! Uf, que genial. Ya te he comentado que está muy bueno. Por ahora puse cosas que logré con el blog y demás, pero espero ampliarlo a cosas más "mundanas", del día a día. Menos mal lo has comentado en el chat, que yo no leí el libro en esta vuelta u.u
    Antes de comenzar a escribirte sobre lo que comentaste de todo el libro, quiero decir que yo he leído un libro de autoayuda sin saber que era de autoayuda. Hablo de El alquimista, de Paulo Coelho. Probablemente no lo hayas leído, pero muchos lo adoran, otros lo odian prácticamente. A mi me gustó mucho el libro. Es muy "espiritual" y muy fácil de leer. Si quieres darle una oportunidad puedes, me gustaría leer una reseña de las tuyas sobre el libro, que hace mucho no leo por cierto
    Ahora, volviendo a la reseña. Me ha gustado en general. Me ha gustado más que nada el hecho de que sea positivo (soy una pesimista de m...llena de fobias y cosas por arreglar) y que tenga cosas de la realidad reflejadas, como las relaciones con otras personas y el poco amor que uno tiene por uno mismo a veces (cosa que me pasa a menudo). Creo que nos afligimos por demás, ¿por qué? ¿Tendrá una base científica? Yo a veces no entiendo el porque me siento tan pesada con algunas cosas si en realidad no es para tanto. Y justamente tiene que ver lo del tema del peso. Leyendo tu descripción si, parece que exagera demasiado, pero es que uno siempre ve sus propias cualidades como, a veces, defectos.
    Acá en casa le decimos "ayudar" en general, quizá mal expresado. Yo ayudo a hacer la comida y algunas otras cosas porque mi mamá no está todo el tiempo disponible y yo quiero pegarle una mano para que todos en casa podamos comer, por ejemplo. Es feo ver que la mujer siempre toma esa figura de ama de casa, hasta si trabaja. Por suerte hay algún que otro hombre que si hace las cosas de la casa, con disfrute, y que por más que trabaje lo hace con ganas. El tema es ayudarse entre el entorno para que todo esté ordenado, limpio y demás. Me gustó que hablaras del punto científico de algunas cosas. Yo soy un 0 a la izquierda con ese tema, siendo estudiante de ciencias eh (pasa que no está orientado a la biología, quizá por eso jaja). De todas maneras es muy interesante. Yo tuve una clase en mi antigua carrera en la que se veían papers y artículos de interés científicos sobre enfermedades, avances de la tecnología para curar enfermedades y demás. ¿Podés creer que las impresoras 3D parece que son muy importantes en el nivel científico? A mi me dejó con la boca abierta
    Dicho esto, espero poder ser activa en la próxima lectura ♥ Estoy muy contenta que tenga que ver con Sherlock, que se que lo amas con toda el alma y a mi me gusta mucho, así que asdasdasdasdasd *-*
    Un besote enorme, esperame en tu otra entrada, que ahora paso xD

    ResponderEliminar
  14. ¡Por fin esto por estos lares preciosos! Da un gustazo volver y dar amorcito a esos bloggers que tanto he echado de menos, y dentro de los cuales entras tú ❤

    En fin, a lo que voy. ¡Allá vamos!
    Conocí este libro gracias a ti y no es que haya visto a muchas personas interesadas en él porque como bien dices lo ven más como un libro de autoayuda y eso siempre echa para atrás excepto cuando la necesitas de verdad. No me arrepiento de decir que cuando lo necesité no dudé en comprarme uno de Bucay y oye, ahí está esperándome porque no me aferré sino que busqué lo positivo de lo que hacía, ¿para que machacarnos tanto? Mejor mirar lo bueno que hacemos, potenciarlo, ya tendremos tiempo de arrepentirnos en lo que hacemos mal y corregir los errores que hayamos cometido o estemos cometiendo; eso sí, hablo de las meteduras de pata inconscientes, las conscientes algunas no tienen perdón de Dior - como tú dices -.
    La idea de que el libro esté rebosado de técnicas, como yo las llamaría, de amor hacia el propio cuerpo y mente, me parece genial. Por cierto, soy muy dada a usar los refranes pero ¡TE PUEDES CREER QUE NO ME SONABA NINGUNO DE LOS QUE HAS PUESTO!, exceptuando el de Cría fama y échate a dormir; es sin duda el que menos uso pero al que más partido le saco cuando lo digo jajajaja.
    Créeme cuando te digo que pensaba que te iba a gustar más el libro. Lo malo de ir con expectativas altas, a pesar del poco tute que se le ha dado a esta novela en España, es que cuando lo coges con tantas ganas al final acaba haciéndote pensar que no era para tanto; no obstante, me alegro que hayas podido sacarle el máximo jugo a las técnicas de relajación y que gracias a ellas consigas tener una educación emocional mucho mejor de la que nos transmite la sociedad - la mierdiciedad, quiero decir -. Me alegro también que hayas compartido con nosotros algunas de las que tú usas y conocías. Yo solo conozco una técnica para dormir que sino recuerdo mal se conoce como el 4-7-8. Es para 'calmarse' y que al fin tu cuerpo consiga quedarse dormido. A veces le he tenido que dar uso porque no conseguía conciliar el sueño y no sé si me ha sido útil o ha sido el cansancio el que ha podido conmigo pero me he acabando durmiendo que es lo importante ;)
    Tendré muy en cuenta los apuntes que has dado con respecto al experimento, por ejemplo, para cuando me lea el libro. Quizá Giordano se tendría que haber hecho una investigación más exhausta aunque ya sabemos que cuando una información tiene tantas vertientes al final uno no sabe qué es mentira o qué es verdad, y puede que se haya dejado engañar por otros experimentos científicos. Quiero creer eso, aunque también me da la sensación de que la peña aquí habla a la tremenda y no sabe ni lo que dice.

    Lo dicho guapísima, gracias por hacerme descubrir este título. Espero que le pueda sacar el mismo jugo que tú y poder exprimir bien todas esas técnicas, y lo más importante: que me sirvan.
    Un besazo corazón, espero tu próximo post ansiosa =3

    Etérea

    ResponderEliminar
  15. ¡Hola, Iris!
    Antes de empezar a comentar tu reseña, he de decirte que me encantó tu comentario en mi blog. Se nota que eres una tía súper sincera y que no tienes pelos en la lengua, y eso me encanta en una persona jajaja. ¡Eres muy bienvenida a mi humilde blog! Te recibiré con los brazos bien abiertos de nuevo ;) Comentarios como el tuyo, son los que necesitamos a las "novatas" para ver que realmente ha gustado la entrada aunque el libro no haya sido de su agrado.


    No te diré que leas "Antes de ti" si no te gusta la autora, pero bien es cierto que ha tenido tanto éxito porque ha tocado un tema tan sensible como la eutanasia. Hay muchos autores que también "aprovechan" el tema de las enfermedades y tal... y terminan siendo un best-seller (véase "Bajo la misma estrella", libro que no me gustó).



    Ahora sí, vayamos a tu entrada :)

    No soy una persona que lea muchos libros de auto-ayuda, creo que he leído Jorge Bucay y poco más... unas amigas me regalaron un libro que decía "Libro para ver la vida de color rosa". Mira, desde entonces les he cogido manía (y puede que tenga algo que ver con que esas amigas ya no son mis amigas jajaja).

    De todas formas, leer auto-ayuda nunca me ha llamado la atención. Aunque debería, igual me arreglo todos los tornillos sueltos que tengo en la cabeza.

    Yo soy una persona bastante solitaria, así que estoy en una habitación sola (mi cuarto) constantemente. Ha llegado a un punto en que no soporto a la gente, pero soy educada, eso no quita una cosa con la otra, claro. Pero ahora quiero más a mi perro que a nadie JAJAJAJA.

    Antes tenía una especie de diario, donde escribía lo que me había pasado durante el día. Pero pocas veces escribía sólo lo positivo, más bien lo usaba para desahogarme en papel de todo un poco. Realmente, las cosas positivas me las guardo en la cabeza o les tomo una foto (sí, una foto, sin postureo y esas cosas xDDD).
    Aun así, me he comprado una agenda la mar de mona para septiembre 17 - septiembre 18... así que intentaré seguir tu camino y apuntar las cosas positivas =D (luego estará llena de cosas de mi perro, ya verás xD)

    Me alegro de que este libro te haya ayudado para relajarte y sacar lo bonito del día a día. Realmente, muchos necesitamos conseguir eso. Porque, entre el trabajo, la casa, las obligaciones, etc... nos olvidamos de disfrutar el momento y ser felices. Y terminamos amargándonos mutuamente (y de esto hablo en primera persona, porque en mi casa... la energía súper negativa).

    Gracias por tu reseña, porque veo que la has hecho bien completa. Nos has ayudado a conocer esta historia y, sobre todo, da GUSTO que alguien te recomiende una lectura de esa forma <3 Se nota que le pones cariño a tus entradas, y eso me encanta =D

    Un beso muy grande!

    ResponderEliminar
  16. hola ! no esperes comentarios taaan largos, de estas buhas pero si mucha atencion, nos encanta lo de los abrazos y todas las cosas que comentas de este libro curioso, como le decia a Chari, que es curioso, que si.Tu honestidad saca ampollas y nos encanta, suerte con la editorial, mejor dicho suerte para ellos porque cuando los tengas a mano,uy!!!saludosbuhos.

    ResponderEliminar
  17. Hola! el libro no es para nada lo mio, creo que estos libros como de ayuda , pero que van metidos en una novela no es lo que me gusta leer
    gracias por la reseña
    besos de colores....

    ResponderEliminar
  18. Hola Iris,
    Cuando vi por ahí en las redes este libro me llamó la atención su título y pensé que iba a ser lindo, lo cual parece que lo es, en parte. Pero la verdad es que no es un libro que me apetezca leer ahora mismo. Aunque no lo descarto por completo.
    Lo de abrazar totalmente cierto! y vamos!!! que yo también me derrito si me ponen una pizza delante! es mi gran amor jajaja XD
    Quizá el libro si lo leo me encanta o tal vez no, aunque por ahora no me llama tanto.

    Un beso!!!

    ResponderEliminar
  19. ¡Buenas guapa! Ay, ya tenía yo ganas de sacar un ratillo para pasarme a leer. Pues el libro antes de leer tu reseña sí que me parece llamativo y realmente yo sí lo clasificaría como "autoayuda", aunque sea solo un subgénero. Con tantas frases, refranes, intenciones de hacerte reflexioner y convertirte en una persona más positiva... es que si eso no es autoayuda no se qué lo va a ser jajajaja. Mi problema es que no suelo hacer mucho caso de todas esas frasecillas bonitas porque luego en la vida real cada cual se aplica sus fórmulas a su manera y si no eres de las que pasean levitando sobre el suelo y sintiendo que las nubes son algodón de azúcar, pues no lo eres y punto. Nadie puede meterte esas ideas en la cabeza por muy bonitas que suenen. Ahora bien, me ha encantado la frase con la que cierras la entrada: "la idea de personas que ayudan a otras personas sin pedir nada a cambio, me parece tan utópica como hermosa". Y tanto que si. Aunque creo que dedicarse a ayudar a los demás termina haciendo que tú te sientas vacía y sin esa felicidad que tanto te empeñas en repartir, y tampoco me parece la solución.

    Por otra parte muy genial la idea de añadir refranes españoles jajajaja siempre le dan ese toque de humor ácido que nunca podría faltar en tus reseñas. Y la de "consejos vendo, que para mi no tengo" es sin duda la que mejor le va a este libro. Me parece una buena historia y sin duda con grandes momentos, altibajos, pero de las que se disfrutan leyendo y por vuestras impresiones en general me da que ha sido así :)

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  20. ¡Hooola!
    La verdad es que este libro me ha llamado la atención porque todos esos ejercicios para fomentar el positivismo y la felicidad llaman mi curiosidad. Confieso que yo no tengo puesto en práctica ninguno pero por lo que puedo atisbar, son ejercicios muy sencillos de introducir en tu rutina diaria y tiene unos beneficios apreciables. Puede que esta lectura tenga sus fallos pero, como dices, creo que puede ser una buena introducción a estos temas para ya después indagar más en las cuestiones que más nos llamen la atención.

    ¡Un beeeeeso!

    ResponderEliminar

¡Gracias por tu comentario! ¡Feliz día!
PS: Por favor, no dejes la URL de tu blog o no lo publicaré.
Si vas a dejar un comentario tipo 'no me llama. Besis' o similar no te molestes, tampoco lo publicaré.